control de plagas

LA IMPORTANCIA DEL CONTROL DE PLAGAS EN LAS EMPRESAS DE ALIMENTACIÓN

El control de plagas en empresas de alimentación, es uno de los requisitos de higiene más importantes a tener en cuenta en la elaboración de alimentos, ya que  tiene como objetivo establecer las medidas necesarias y los criterios que debe cumplir los establecimientos para evitar o impedir la entrada de animales nocivos, plagas o de organismos vectores de enfermedades.

La alimentación es uno de los pilares básicos de nuestra sociedad,  por lo tanto los alimentos que ingerimos y que llegan a los mercados y establecimientos, pasan en muchas ocasiones rigurosos controles de higiene y salubridad tanto a nivel oficial, como los promovidos por cadenas privadas de distribución y comercialización, por lo que es esencial disponer de un sistema eficaz de control de plagas.

Las empresas y establecimientos encargados de procesar o dispensar los alimentos, deben someterse a numerosos requisitos y controles para asegurar las máximas garantías sanitarias.

El Reglamento (UE) 852/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, relativo a la higiene de los productos alimenticios, establece desde el año 2005 la obligación  para todas las empresas y establecimientos alimentarios de llevar a cabo un Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control (APPCC).

Como requisitos previos de dicho Análisis, se debe disponer de Planes o medidas que controlen los riesgos derivados de la utilización de aguas, productos de limpieza, o compras, entre otros, además de la implementación de sistemas que aseguren con control de plagas integral o vectores durante todo el proceso productivo:

Como se puede comprobar el control de plagas, es uno de los elementos considerados más importantes a tener en cuenta en la elaboración de alimentos, ya que  tiene como objetivo establecer las medidas necesarias y los criterios que debe cumplir los establecimientos para evitar o impedir la entrada de animales nocivos, plagas o de organismos vectores de enfermedades, como por ejemplo algunos mosquitos o cucarachas.

La presencia de roedores, insectos y otras especies de animales constituyen un riesgo de alteración y contaminación alimentaria por excrementos o por simple contacto con los productos que se manipulan, se elaboran o sirven. Además, tienen la capacidad de trasmitir enfermedades al hombre pudiendo actuar como vectores de microorganismos patógenos.

Los sistemas de control de plagas deberán ser revisados periódicamente para que en el caso de que se observen resultados negativos se apliquen las medidas correctoras necesarias.

En QUIPONS, conscientes de esa importancia  realizamos y creemos en  un Control de Plagas integral,  basado en diagnósticos precisos, facilitando a las empresas encargadas toda la documentación necesaria que debe estar a disposición de los servicios de inspección:

  • Plan de control de plagas: desinfección, desinsectación y desratización detallado.
  • Registro de ejecución y certificados de los tratamientos periódicos.
  • Registro de incidencias y medidas correctoras.
  • Programa de vigilancia de plagas y registro de los controles de verificación del sistema.
  • Planos de los lugares de ubicación de las medidas utilizadas en el plan de control de plagas, especificando los elementos utilizados, (cebos, insectocaptores, etc.)
  • Información relativa a los productos químicos empleados, incluídas las fichas técnicas y de seguridad.
  • Formación del personal técnico de control de plagas.

 

Por lo tanto, controlar las plagas, especialmente en las empresas de alimentación, es una tarea fundamental, obligatoria, necesaria e indispensable, para asegurar una alimentación saludable y garante a todos los niveles.

Contactar

Si tienes problemas de plagas contacta con nosotros y aprovecha nuestras promociones.